LAS CAMPANAS DEL CORAZÓN




El templo había estado sobre una isla, dos millas mar adentro. Tenía un millar de campanas. Grandes y pequeñas campanas, labradas por los mejores artesanos del mundo. Cuando soplaba el viento o arreciaba la tormenta, todas las campanas del templo repicaban al unísono, produciendo una sinfonía que arrebataba a cuantos la escuchaban.

Pero, al cabo de los siglos, la isla se había hundido en el mar y, con ella, el templo y sus campanas. Una antigua tradición afirmaba que las campanas seguían repicando sin cesar y que cualquiera que escuchara atentamente podría oírlas. 

Movido por esta tradición, un joven recorrió miles de millas, decidido a escuchar aquellas campanas. Estuvo sentado durante días en la orilla, frente al lugar en el que en otro tiempo se había alzado el templo, y escuchó, y escuchó con toda atención. Pero lo único que oía era el ruido de las olas al romper contra la orilla. Hizo todos los esfuerzos posibles por alejar de sí el ruido de las olas, al objeto de poder oír las campanas. Pero todo fue en vano; el ruido del mar parecía inundar el universo.

Persistió en su empeño durante semanas. Cuando le invadió el desaliento, tuvo ocasión de escuchar a los sabios de la aldea, que hablaban con unción de la leyenda de las campanas del templo y de quienes las habían oído y certificaban lo fundado de la leyenda. Su corazón ardía en llamas al escuchar aquellas palabras... para retornar al desaliento cuando, tras nuevas semanas de esfuerzo, no obtuvo ningún resultado. Por fin decidió desistir de su intento. Tal vez él no estaba destinado a ser uno de aquellos seres afortunados a quienes les era dado oír las campanas. O tal vez no fuera cierta la leyenda. Regresaría a su casa y reconocería su fracaso. 

Era su último día en el lugar y decidió acudir una última vez a su observatorio, par decir adiós al mar, al cielo, al viento y a los cocoteros. Se tendió en la arena, contemplando el cielo y escuchando el sonido del mar. Aquel día no opuso resistencia a dicho sonido, sino que, por el contrario, se entregó a él y descubrió que el bramido de las olas era un sonido realmente dulce y agradable. Pronto quedó tan absorto en aquel sonido que apenas era consciente de sí mismo. Tan profundo era el silencio que se producía en su corazón...

¡Y en medio de aquel silencio lo oyó! El tañido de una campanilla, seguido por el de otra, y otra, y otra... Y en seguida todas y cada una de las mil campanas del templo repicaban en una gloriosa armonía, y su corazón se vio transportado de asombro y de alegría.

(Autor desconocido. Tomado del libro "El Canto del Pájaro" Anthony de Mello)


EL TIEMPO. Jean Klein




El hombre está siempre creando tiempo. 
El tiempo psicológico es un pensamiento basado en la memoria. Es esencialmente el pasado y continuamente vivimos el pasado a través de ella. De hecho, lo que llamamos futuro es sólo el pasado modificado. 
El tiempo psicológico no está nunca en el ahora, sino que, como un péndulo, está en constante movimiento del pasado al futuro, del futuro al presente, en una rápida sucesión. Existe únicamente en el plano horizontal del tener-devenir, placer-displacer, codiciar-evitar, seguridad-inseguridad. 
Es fuente de miseria y conflicto. 
La comprensión del tiempo y el espacio psicológicos es la vía para meditar y vivir armónicamente.

El tiempo cronológico, astronómico, está igualmente basado en la memoria, pero es una memoria puramente funcional, libre de la intervención del ego, de la voluntad. Es esencialmente presente. Los sucesos acaecen en sucesión ordenada y puesto que no hay movimiento entre lo que llamamos pasado y futuro, no hay conflicto.

La vida es presente, pero cuando pensamos lo hacemos en términos de pasado o futuro. 
Vivir en el ahora implica una mente libre de balances y recapitulaciones, libre de las ideas de agarrar y competir. 
En el presente, no hay pensamiento; los pensamientos están fundidos en la totalidad. 
Vivir el momento contiene todo posible acontecer, de modo que no hay lugar para el tiempo. 

Todo puede resumirse en esto: el tiempo es pensamiento y el pensamiento aparece en el tiempo. 
La belleza y la alegría sólo se revelan en el ahora.

De "La Sencillez del Ser"(Jean Klein)

COMO UN ARBOL





Busca un tiempo  para observar un árbol que te parezca hermoso. Contempla su belleza, y reflexiona sobre qué sería de esa belleza si el árbol contase con un ego que hubiese estado preocupado todo el tiempo en ser perfecto o en ser percibido como tal. Si te es posible, no te des respuestas rápidas o preconcebidas… realmente pregúntale al árbol… obsérvalo, imagínate su vida y cómo ha llegado a ser como es. 

Piensa en cuánto ofrece el árbol sin moverse de su lugar, sin decir nada a nadie, sin comprar ni vender, sin poseer nada, sin dar donaciones o grandes discursos… Observa cómo está silenciosamente transformando el carbono en oxígeno… cómo está sosteniendo la estructura del suelo y nutriéndolo con sus hojas caídas… como acoge a los pájaros y otros animales e insectos que lo habitan… cómo ofrece sombra, belleza y frutos.

Todas estas acciones magníficas y generosas no son un desgaste ni un “sacrificio”, ya que orgánicamente él se nutre del carbono, los frutos que serán transportados por los animales y aves que lo habiten le permiten reproducirse, sus hojas caídas nutren el suelo en el que él mismo toma raíz, etc. 


El altruismo del árbol es silencioso y no-dual, ya que él forma parte de un sistema interdependiente donde no hay héroes ni espacio para la perfección, sino que sólo hacer lo que hay que hacer, seguir la ley natural, el Tao, o el Dharma de la naturaleza.

Tu, igual que el árbol, eres parte de la naturaleza y, aunque no puedes prescindir de un ego, es posible alinearlo  con la ley natural. Si quieres ayudar a otros, comienza por no crear olas donde no sopla el viento, es decir, evita complicar las cosas que no sean complicadas. 
Ve disminuyendo el sentido de “Yo hice esto o aquello”, simplemente haz lo que hagas con sencillez y por el placer de hacerlo, sabiendo que, tal como el árbol, eres el primer beneficiado de lo bueno que hagas.  
Simplifica tu agenda y tu mente de lo que no sea esencial y auténtico. 
Simplifica tu mente de opiniones elaboradas sobre ti mismo y sobre los demás, y tal como el árbol, practica el noble silencio en vez de inundar los ambientes con opiniones. 
Por último, simplifica tu agenda disminuyendo las actividades que realices desde una motivación carente (por agradar o por miedo). Así tendrás más tiempo para el no-hacer sagrado que, como el no-hacer del árbol, no es falta de actividad, sino que es actividad alineada con lo necesario, con lo que trae felicidad y armonía de una forma espontánea y no fabricada.

Fuente y artículo completo en Red Mindfulness

UN HIJO ES...

José Saramago

"Hijo es un ser que Dios nos prestó para hacer un curso intensivo de cómo amar a alguien más que a nosotros mismos, de cómo cambiar nuestros peores defectos para darles los mejores ejemplos y de nosotros aprender a tener coraje. 

Sí, ¡Eso es!, ser madre o padre es el mayor acto de coraje que alguien pueda tener, porque es exponerse a todo tipo de dolor, principalmente de la incertidumbre de estar actuando correctamente y del miedo a perder algo tan amado. ¿Perder? ¿cómo? ¿es nuestro? Fue apenas un préstamo... 

EL MAS PRECIADO Y MARAVILLOSO PRÉSTAMO ya que son nuestros sólo mientras no pueden valerse por si mismos, luego les pertenecen a la vida, al destino y a sus propias familias. 

Dios bendiga siempre a nuestros hijos, pues a nosotros ya nos bendijo con ellos".


OCÚPATE DE TUS ASUNTOS



"Sólo puedo encontrar tres tipos de asuntos en el universo: los míos, los tuyos y los de Dios. (Para mí, la palabra Dios significa «realidad». La realidad es Dios, porque gobierna. Todo lo que escapa a mi control, al tuyo y al de cualquier otra persona es lo que yo denomino «los asuntos de Dios».)

Buena parte de nuestras tensiones proviene de vivir mentalmente fuera de nuestros asuntos. Cuando pienso: «Necesitas encontrar un trabajo, quiero que seas feliz, deberías ser puntual, necesitas cuidar mejor de ti mismo», me estoy inmiscuyendo en tus asuntos. Cuando me preocupo por los terremotos, las inundaciones, la guerra o la fecha de mi muerte, me estoy inmiscuyendo en los asuntos de Dios. Si mentalmente estoy metida en tus asuntos o en los de Dios, el efecto es la separación. Fui consciente de esto hace tiempo, en 1986.

Cuando, por ejemplo, me inmiscuía mentalmente en los asuntos de mi madre con pensamientos del tipo: «Mi madre debería comprenderme», experimentaba de inmediato un sentimiento de soledad. Y comprendí que siempre que me he sentido herida o sola, he estado inmiscuida en los asuntos de otra persona.

Si tú estás viviendo tu vida y yo estoy viviendo mentalmente tu vida, ¿quién está aquí viviendo la mía? Los dos estamos ahí. Ocuparme mentalmente de tus asuntos me impide estar presente en los míos. Me separo de mí misma y me pregunto por qué razón mi vida no funciona.

Pensar que yo sé lo que es mejor para los demás es estar fuera de mis asuntos. Incluso en nombre del amor, es pura arrogancia y el resultado es la tensión, la ansiedad y el miedo. ¿Sé lo que es adecuado para mí? Ese es mi único asunto. Permíteme trabajar en eso antes de tratar de resolver tus problemas por ti.

Si comprendes los tres tipos de asuntos lo bastante para ocuparte de los tuyos propios, este conocimiento puede liberar tu vida de una manera que ni siquiera eres capaz de imaginar. La próxima vez que sientas tensión o incomodidad, pregúntate de quién son los asuntos en los que te ocupas mentalmente, ¡y quizás estalles en carcajadas! Esa pregunta puede devolverte a ti mismo. Tal vez llegues a descubrir que, en realidad, nunca has estado presente y que te has pasado toda la vida viviendo mentalmente en los asuntos de otras personas.

Y si practicas durante un tiempo, quizá descubras que, en realidad, no tienes ningún asunto y que tu vida funciona perfectamente por sí misma." 

De "El Trabajo" de  B. Katie"

SOLSTICIO DE VERANO



Los solsticios son los momentos del año en los que el Sol alcanza su mayor o menor altura aparente en el cielo, y la duración del día o de la noche son las máximas del año, respectivamente. Astronómicamente, los solsticios son los momentos en los que el Sol alcanza la máxima declinación norte (+23º 27’) o sur (−23º 27’) con respecto al ecuador terrestre.


En el solsticio de verano del hemisferio Norte el Sol alcanza el cenit al mediodía sobre el Trópico de Cáncer y en el solsticio de invierno alcanza el cenit al mediodía sobre el Trópico de Capricornio. Ocurre dos veces por año: el 20 o 21 de junio y el 21 o 22 de diciembre de cada año.

La existencia de los solsticios está provocada por la inclinación del eje de la Tierra sobre el plano de su órbita.

En los días de solsticio, la longitud del día y la latitud del Sol al mediodía son máximas (en el solsticio de verano) y mínimas (en el solsticio de invierno) comparadas con cualquier otro día del año. 

En la mayoría de las culturas antiguas se celebraban festivales conmemorativos de los solsticios.

Las fechas de los solsticios son idénticas al paso astronómico de la primavera al verano y del otoño al invierno en zonas templadas. Las fechas del solsticio de invierno y del solsticio de verano están cambiadas para ambos hemisferios.

El solsticio es un término astronómico relacionado con la posición del Sol en el ecuador celeste. El nombre proviene del latín solstitium (sol sistere o Sol quieto).




El Solsticio de este año 2012 coincide con el inicio del signo Cáncer y el mes de la Oveja



Ayer, día 20 de junio del 2012 a las 23:09  Tiempo Universal y a diferentes horarios, según la latitud terrestre en que nos encontremos,tuvo lugar el solsticio de verano que marca el inicio de esa estación en el Hemisferio Norte, y del invierno en el Hemisferio Sur. Los rayos del Sol caen directamente sobre el Trópico de Cáncer y tuvimos el día más largo del año. 


Es un acontecimiento cuya importancioa estriba en que se recibe de forma directa la energía solar en toda su intensidad lo cual es de suma importancia para la vida en nuestro planeta que depende directamente de nuestra estrella: el Sol. 

En muchos lugares se realizan grandes ceremoniales como en Stonehenge Inglaterra, en México y otros sitios similares. También se asocia con el fuego y la noche de San Juan y en muchas ciudades se hacen hogueras y quemas como solía hacerse en el pasado y aún se sigue haciendo en varios pueblos y aldeas españolas cuyas hogueras se hacían para darle más fuerza al Sol según las creencias imperantes en esos tiempos. 

Desde épocas inmemoriales diferentes tradiciones lo han considerado un día propicio para aprovechar la vibración que impera en el ambiente y según la Astrología cada elemento refuerza ahora ese aspecto que al conocerlos nos permite aprovecharlo durante toda esta temporada. 
El solsticio coincide con el inicio del Mes de la Oveja en el horóscopo chino. 

Fuentes: Wikipedia y Vida y Familia

2012 y EL CINTURÓN DE FOTONES



Según se define en  WIKIPEDIA:  El cinturón de fotones  (también conocido como anillo de fotonesanillo manásicobanda de fotonescinturón fotónico o nebulosa de oro) es una creencia vinculada a algunos grupos del movimiento de la Nueva Era que sostiene que nuestro sistema solar pasará en breve a través de una red masiva de algún tipo de radiación cósmica.
El núcleo de las creencias del cinturón de fotones es que un inmenso cinturón de fotones existe, y orbita alrededor de la Pléyades, un cúmulo de estrellas situadas a unos 440 años luz de distancia de la Tierra, integrado por unas 500 estrellas. De acuerdo con algunas creencias de la Nueva Era, la Tierra pasará por este cinturón, con el resultado de la elevación de la humanidad a un plano superior de la existencia o bien con el fin del mundo, o ambos.

Creencias relacionadas con el cinturón de fotones

  • El Cinturón de Fotones orbita alrededor de Alcione, que es la estrella más brillante del cúmulo de las Pléyades;
  • Nuestro Sistema Solar orbita alrededor de esta estrella;
  • Cuando la Tierra entre en el Cinturón de Fotones, se producirán todo tipo de catástrofes como terremotos, sequías, inundaciones, etc;
  • Este período de desastre será una "limpieza espiritual" para el planeta y la humanidad y, posiblemente, el inicio de una nueva Edad de Oro;
  • La Tierra entra en el Cinturón de Fotones una vez cada 10.000 - 11.000 años.          (Fuente: WIKIPEDIA)

El Dr. Agel Luis Fernández, psiquiatra, estudioso de astronomía y realizador de A1 TELEVISIÓN, un programa con cinco años en antena en República Dominicana, expone en la siguiente entrevista, de forma sencilla y didacta, esta respetable teoría sobre los acontecimientos astronómicos en los que estamos inmersos y que debemos conocer y sobre lo que ya nos está pasando.

 

VER MÁS:
2012. A1Televisión. Angel Luis  
YA LLEGÓ EL 2012 Y AHORA QUÉ. Emilio Carrillo

PERSONA "UBUNTU"



Un antropólogo propuso un juego a los niños de una tribu africana. Puso una canasta llena de frutas cerca de un árbol y le dijo a los niños que aquel que llegara primero ganaría todas las frutas.
Cuando dio la señal para que corrieran, todos los niños se tomaron de las manos y corrieron juntos, después se sentaron juntos a disfrutar del premio.
Cuando él les preguntó por qué habían corrido así, cuando uno solo podía ganar todas las frutas, le respondieron:

"UBUNTU. ¿Cómo uno de nosotros podría estar feliz si todos los demás están tristes?”

UBUNTU en la cultura Xhosa significa: "Yo soy porque nosotros somos”.
Otra definición es: “Una persona es una persona a través de otras personas”. 

Es un concepto tradicional africano que da la idea de "la humanidad hacia otros" o "la creencia en los lazos universales que conectan la humanidad".

Una persona "ubuntu" es aquella que es abierta y está disponible a otros.

(Nota: "Ubuntu", en el mundo de la informática, es un sistema operativo de software libre, utilizado por Linux y mantenido por Canonical )

Fuente: Banco del Tiempo Aljarafe

EL HOMBRE QUE PERDIÓ LA MEMEORIA. Cuento Taoista


Cuenta Lieh Tse que había, una vez, un hombre, llamado Hua Zi, que vivía en Yang li, y que había perdido completamente la memoria. Por la tarde, olvidaba lo que le habían dicho por la mañana; a la mañana siguiente, no recordaba lo que había hecho el día anterior. Cuando iba a algún sitio, no se acordaba dónde estaba y se olvidaba del camino de regreso. Había olvidado hasta cómo caminar o cuándo sentarse.
Su familia estaba muy preocupada. No sabían qué hacer. Sufrían porque no los reconocía. Y aunque a Hua Zi se le veía en paz y feliz en su situación, estaban seriamente preocupados por el. Acudieron a adivinos y sanadores de todo tipo. De nada sirvió. El diagnóstico de los más prestigiosos médicos de la época, solía coincidir en que existía cierta desarmonía irrecuperable entre el hígado, los pulmones y el bazo, con afectación de los riñones y el corazón. Se declararon incapaces de curarle.
Un letrado de Lu, gran filósofo y erudito, se ofreció para sanarlo. La mujer y los hijos de Hua Zi le prometieron pagarle lo que les pidiese, a cambio de su curación. El filósofo les dijo: "No se puede  remediar ni con hierbas, ni conjuros, ni con invocaciones, ni recurriendo a las medicinas ordinarias. Es un problema de mente. Intentaré modificarla, cambiar sus pensamientos. Haré unas pruebas.”
Acto seguido, hizo que lo desnudaran, y el enfermo reclamó la ropa; lo tuvo sin comer, y exigió comida; lo dejó a oscuras, y pidió la luz. Estas pruebas resultaban muy positivas. Les dijo: "Se puede curar la enfermedad. Sin embargo, mi método es caro y secreto." Tras pactar el precio a cobrar, despidió a todos y se quedó en la casa ,  a solas,  con el enfermo, durante siete días.
Nadie supo qué hizo aquel hombre sabio, ni qué técnicas utilizó, pero lo cierto es que, en la mañana del séptimo día, Hua Zi tenía su mente curada.
Cuando la familia llegó a casa, llamados por el sanador, al verlos Hua Zi se puso a gritar, muy furioso, contra su hijo y contra su mujer. Quiso golpearles con un palo, y salió corriendo detrás del que le había curado, de forma que hubo de ser sujetado por sus vecinos que lo calmaron y le preguntaron por la causa de su gran enfado. Hua Zi les explicó: "Antes, con mi memoria perdida, estaba feliz, nada me preocupada, ni tan siquiera la existencia del cielo y la tierra. Estaba conmigo mismo, libre y vacío de todo lo demás. Ahora, al recobrarme, han regresado todas mis viejas preocupaciones, todas mis inquietudes, todos mis desasosiegos. Surgen en mi mente todos los logros y pérdidas, éxitos y fracasos, penas y alegrías, amores y odios. Ha desaparecido el silencio de mi mente. He dejado de ver las personas y las cosas como son, como están ahí, sin juzgarlas. Mi mente no se calla, ni un solo monento”


Y, ya calmado, con lágrimas en los ojos, gritaba: 
“¡Quiero volver a vivir como antes, que alguien me ayude!”







LA COHERENCIA DEL CORAZÓN

Gregg Braden


EL PROYECTO COHERENCIA GLOBAL es una experimento científico que nos muestra que estamos unidos a través del campo magnético de la Tierra y que interferencias en este campo afectan al ritmo cardíaco, al sistema nervioso, a nuestro organismo y a nuestras emociones.
De la misma manera, siendo conscientes de esto, podemos unir nuestra intención y afectar al la Ionosfera para calmar a gran numero de personas, ya que esto ayuda a realizar tareas con mas eficiencia y claridad. 

También se va a intentar predecir terremotos, erupciones volcanicas y Tsunamis, antes de que sucedan, y no solo avisar a las personas que posiblemente sean afectadas, sino también unir nuestros corazones en coherencia y calmar el animo trasmitiendo paz y amor colectívamente. 

Se pide la participación de meditaciones sincronizadas, tanto individuales como colectivas, para demostrar que nuestra intención tiene un efecto en la Ionosfera y en el estado general de la atmósfera terrestre.



LA REALIDAD ES LA EXPERIENCIA

Alan Watts


"...En el fenómeno que llamamos experiencia, la realidad no es un encuentro del conocedor con lo conocido. La realidad es la experiencia, que podemos decir presenta dos aspectos, dos extremos: el conocedor y lo conocido, aunque esto sea tan sólo una figura verbal. En un sentido neurológico, todo lo que vemos es nosotros mismos. Aquello de lo que somos conscientes es un estado de nuestro sistema nervioso, y no existe ningún otro conocimiento. Ello no significa que nuestro sistema nervioso sea la única realidad existente, y que no hay nada aparte de él, pero sí significa que todo conocimiento es un conocimiento de nosotros mismos y que por ello, de algún modo misterioso, no somos diferentes del mundo exterior que conocemos. 

Una vez comprendido que lo que experimentamos y lo que somos son una misma cosa, vayamos un paso más allá y veamos que estamos en el mundo exterior que miramos. Al igual que yo estoy en su mundo exterior, ustedes están en el mío, pero yo estoy en el mismo mundo que ustedes. Mi interior no es separable del mundo exterior. Es algo que el llamado mundo exterior está haciendo, justo como está haciendo el árbol, el océano y todo lo que existe en el mundo exterior. ¿No es grandioso? 

Hemos sacado totalmente a la persona de la trampa, a esa que o bien domina al mundo o sufre a causa de él. Se ha esfumado, nunca existió y cuando esto ocurre, podemos jugar en la vida cualquier juego vital que más nos guste.

Podemos unir el pasado, el presente y el futuro y podemos representar cualquier papel, pero siempre sabremos que hemos visto la gran mentira social que acumula o posee experiencias, memorias temporales, visiones, sonidos u otras personas. Estamos siempre construyendo nuestro ser como poseedor de todo eso, pero solo si pensamos que también somos poseídos".

Fuente y artículo completo en Antología Esotérica

QUÉ ES UN "SUFÍ"



Deseoso de desentrañar los secretos sufíes, un curioso se acerca a un centro de derviches y, sin rodeos, les pregunta a qué se dedican. La respuesta es:
 "Aquí nos caemos y nos levantamos, nos volvemos a caer... y volvemos a levantarnos, y nos caemos de nuevo, y..." 


Entrevista de Victor M Amela al profesor Halil Bárcena, "aprendiz de derviche", estudioso del sufismo y, además, un virtuoso del NEY (la flauta derviche de caña),  en La Vanguardia:

Quién fue Rumi?

Un poeta que vivió en la Persia del siglo XIII, uno de los grandes 
referentes sufíes.

¿Qué es un sufí?
Etimológicamente, el que viste de lana. Frente a la seda y el oropel, ¡la tela más sencilla! El sufí busca la simplicidad, dentro del islam.

Dígame algo que escribiese Rumi.
"A nosotros que, sin copa de vino, ¡estamos contentos! A nosotros que, deshonrados o alabados, ¡estamos contentos! A nosotros nos preguntan: '¿En qué acabaréis?' ¡A nosotros que, sin acabar en nada, estamos contentos!".

¿El buen sufí está contento?
Sabe asumir la vida en su esencia, como es.

Enumere tres dogmas sufíes.
Uno: sólo Él es existente. Dos: la diversidad del mundo es aparente, todo es signo de Él. Tres: ¡vive cada instante recordando esto!

¿Y quién es Él?
La vida. Sucede a través de ti, pero no te pertenece: es algo más grande que te traspasa.

¿Qué debe hacer siempre el buen sufí?
Respirar. Y recordar.

Lo de respirar, lógico... ¿Y recordar?
El sufí recuerda que vive en el instante. La palabra dam significa a la vez respirar e instante: tú eres hijo de cada respiración, ¡eres hijo del instante! Recuérdalo siempre.

Soy hijo de cada instante, soy hijo...
¡Y lo había olvidado! Mire: nisian (amnesia) e insan (humano) ¡comparten raíz!

Somos criaturas olvidadizas...
Y olvidamos hasta lo principal: qué somos.

¿Es el sufismo una religión?
No. La trasciende. Es una dimensión del islam que desconfía del rigorismo religioso. Por eso las célebres cuartetas (Rubayat) de Omar Jayam -otro referente sufí- se ceban tanto en los clérigos, en los beatones...

¿Es una religiosidad... relajada, pues?
Acepta la religión no como meta de llegada, sino como rampa de lanzamiento hacia otro estadio. Rumi lo explica con símil culinario.

¿Qué símil?
Dijo: "Estaba crudo, me cocí y me quemé". Crudo: sin religión. Cocido: con religión. Quemado...: ¡el amor! Diríase que el sufismo es una religión de amor. Más allá de estrictos dogmas y estrictas prácticas... ¡amor!

¿Es el sufismo un misticismo islámico?
Es una dimensión mística del islam, sí: importa más el espíritu que la letra.

¿Más el corazón que la razón?
¿Conocimiento o amor? ¡Resulta ser una dicotomía falsa para el sufismo!

¿Sentir y pensar van de la mano?
Se entiende que el amor es hijo del conocimiento. Nada espiritual puede repugnar a la razón, pero la vida no cabe sólo en la mente. El sufí tiene curiosidad por conocer, por saber... y por ahondar en el corazón, esencia de ser humano. De ahí la danza derviche...

Giran y giran sobre sí mismos...
¡De derecha a izquierda! Simboliza un volcarse hacia el interior del corazón. ¡Retorno a casa! El sufismo integra razón y corazón, mente y cuerpo: es senda de humanización.

¿Qué es ser humano, según el sufismo?
Somos más de lo que pensamos pero menos de lo que creemos.

Explíquelo.
Más de lo que piensas: llevas el cosmos contigo. Menos de lo que crees: no eres el centro del cosmos.

¿Desde cuándo hay sufíes?
En el siglo X cristalizan dos sufismos: el de Bagdad, en torno a Yunaid; y el de Jorasán, en torno a Bistami.

¿Qué los distingue?
Al de Yunaid se le llama sobrio (la procesión va por dentro), y al de Bistami se le llama ebrio (exterioriza sus secretos). Rumi combinará ambos: el suyo será un sufismo ebriamente sobrio, o sobriamente ebrio.

¿Es posible tal cosa?
Lo visualiza bien la danza: el derviche logra girar hasta la borrachera... ¡pero no cae al suelo!, controla bien sus giros.

¿Hay éxtasis, trance, arrobo místico?
Algo sucede.., pero es una disposición de ánimo ¡previa! a los giros. Más que inducirlo, la danza celebra el éxtasis: no es una pirotecnia, es un fuego lento ¡que te cuece!

Como decía Rumi, ¿no?
Rumi era un teólogo convencional, de orden, un sabio.., pero a los 40 años conoció a un derviche errante, Shams, que zarandeó su vida: descubrió un furor espiritual sólo expresable mediante música y danza...

¿Qué piensa un salafista actual de esto?
Le parece ajeno al islam, exógeno, pagano, impío, atribuible a influjos del eremitismo cristiano, del hinduismo, del budismo...

¿Hay contactos sufíes-cristianos?
Para el sufí no basta con dar: ¡se trata de darte! Por eso ven a Jesús como un modelo.

¿Y qué piensan los musulmanes?
Ven a los sufíes como vemos a los santos.

¿Tiene peso el sufismo, influye?
Una sociedad como la turca, laica en el islam, ¡es posible gracias a los valores del sufismo!, distantes del rigorismo religioso.

¿Hubo sufíes en Al Ándalus?
¡Sí! El murciano Ibn Arabí (siglo XII) es el otro gran pilar del sufismo, junto a Rumi.

¿Ha dejado el sufismo alguna huella identificable en Occidente?
Hay una tradición humorístico-sapiencial de perfume sufí que vemos aflorar en Cervantes, ¡en su Quijote..! Y será muy palmaria en Goethe. ¡Ah, y la x del álgebra... la inventó el sufí Omar Jayam!

Y usted... ¿es sufí?
Sólo soy un humilde aprendiz de derviche.


¡ LIBRES... !

Camina sobre las aguas,
Todopoderosa Alma Libre.
Llegó la hora. Es el momento.
Comparte conmigo,
unidos en el Corazón,
la Vida tanto tiempo soñada.

Sin miedos, sin miradas al pasado
y sin necesidad de futuro,
disfruta de la Vida que has creado.
Todopoderosa Libertad:
¡Sé Libre Aquí y Ahora!

Todo es Perfecto. Todo.
Limpia tu mirada desde tu Ser Divino.
Perfecta es la Vida que hemos creado
Llegó la hora. Es el momento.
Sé Feliz Aquí y Ahora.

El momento del Amor es el Ahora.
Así lo decidió la Vida;
así lo decidió el Amor mismo
y el Amor de Dios que Tú Eres
y Todos Somos.

Libres. Por fin… ¡Libres!
                                                Emilio

LOS DOS PÁJAROS



Habían, una vez, dos pájaros que se encontraban, placenteramente, posados en un mismo sauce. Uno de ellos, el que se encontraba en la rama  más alta, rompiendo un largo silencio, dijo al de abajo:

- ¡Qué bellas son estas hojas tan verdes!


El otro, miró hacia arriba  y creyendo que se trataba de una tomadura de pelo (o plumaje, en este caso) le contestó con desdén:

- ¿Estás ciego o qué? ¿No ves que son blancas?

El de arriba, muy molesto, respondió:
- ¡El ciego eres tu! ¡Son verdes!


Y el otro, con el pico hacia arriba, respondió, muy enfadado:

- Te apuesto las plumas de la cola a que son blancas. Eres un asno ciego.


Al pájaro de arriba se le encendió la sangre y, sin pensárselo dos veces, se precipitó sobre su compañero para darle una lección. 

Cuando estuvieron cerca el uno del otro, con las plumas erizadas por la ira, antes de lanzar el ataque, el pájaro que que había descendido miró hacia arriba, en la misma dirección en que miraba el compañero, y se quedó mudo, con el pico muy abierto, hasta que, sin salir de su asombro, pudo decir:
-¡Son blancas...! ¡Las hojas son blancas....! Sígueme, por favor, compañero.


Volaron hasta la rama más alta del sauce,  y los dos exclamaron, al unísono:

- ¡¡¡Son verdes!!!


(Cuento de autor desconocido)

MIRAR LOS PENSAMIENTOS



Tenzin Wangyal Rimpoche:

..."La mente que aferra es la fuente de sufrimiento. Dondequiera que haya una mente que aferra habrá dolor e inseguridad. Pero estamos tan familiarizados con esta molestia o incomodidad, que esta familiaridad en si misma nos resulta confortable, y a menudo no somos capaces de ver a nuestros pensamientos como una expresión de dolor. De hecho estamos convencidos de que mejorando nuestra forma de pensar, y como resultado de nuestros pensamientos, experimentaremos una vida mejor.

... Miramos directamente en la mente que piensa. ¿De donde vienen los pensamientos? ¿Dónde van? ¿Dónde está la mente? ¿Quién está pensando? ¿Quién está observando el pensamiento? Cuando miras directamente en la mente misma, no puedes encontrar nada, y como no puedes encontrar nada descansas, moras.

El pensamiento es la mente en movimiento, la mente movible, no la naturaleza de la mente. Puedes pensar cualquier cosa. Puedes crear cualquier cosa. Cuando permitimos los pensamientos podemos crear historias increíbles que nos hagan reír o llorar. Cuanto más nos identificamos con las historias y con quien crea las historias, más atrapados quedamos en el dolor. Liberarnos del dolor no es cuestión de encontrar una historia mejor. Por el contrario debemos encontrar al narrador de la historia. Pero cuando buscamos al narrador de esta historia, no podemos encontrar nada sólido que sea eso mismo; ni siquiera otra historia.

...Mirando directamente en nuestros pensamientos sin más elaboración, encontramos que los pensamientos son como nubes que se disuelven en el cielo. Nos referimos a este cielo como la base de todo, la fuente o la gran madre. Con la ausencia de pensamiento vemos este espacio más claramente que con la presencia de pensamiento. Pero los pensamiento nos dan una experiencia de contraste, una puerta para descubrir el espacio ilimitado del ser, el cual no es un producto de la mente pensante movible, y no es experimentado por esta mente movible. El espacio ilimitado de ser es percibido directa y desnudamente por la conciencia misma, rigpa. Debido a que conciencia y espacio no están separados, se hace referencia a ellas como unión. Esta unión da nacimiento espontáneamente a las cualidades positivas tales como la compasión. 

Así que, en la práctica de la meditación, no hagas nada. Permítete los pensamientos; se disolverán. Si no se disuelven, obsérvalos desnudamente y ve como se disuelven. Cuando meditamos nos volvemos más y más familiarizados con la franqueza que experimentamos cuando se disuelve nuestro aferramiento. De este modo reconocemos nuestra naturaleza verdadera como Buda, y son posibles natural y espontáneamente las cualidades positivas para el beneficio de los demás."

Fuente y leer más en Edgardoterapiameditacion

Estrés, Enemigo de la Longevidad



Rosa Guerrero, en Integral

El estrés es lo que una persona siente cuando las demandas de la vida exceden su capacidad para cumplirlas. Los factores desencadenantes pueden ser de origen físico (malnutrición, cirugía, exposición química a tóxicos, ruido, falta de horas de sueño) o psíquico (presión laboral, conflictos familiares, problemas económicos). 
Hoy en día se juntan con frecuencia ambos, aunque los psíquicos están causando auténticos estragos en la salud de muchas personas. El estrés prolongado afecta al sistema inmunitario, altera la función gastrointestinal, produce hipertensión, aumenta las reacciones alérgicas y desequilibra los niveles hormonales y enzimáticos del organismo. Además, incrementa los trastornos del comportamiento y aumenta de forma alarmante las enfermedades crónicas.
Lo más habitual es recurrir a fármacos tranquilizantes, al alcohol e incluso a las drogas, en vez de identificar las fuentes de estrés, comprender que vivimos en un mundo lleno de exigencias, reconocer que es el estilo de vida la principal causa y tomar medidas para neutralizar esta situación de manera natural.

Ciertos nutrientes aumentan nuestra resistencia y capacidad de afrontarlo. 

El estrés es un proceso interactivo en el que intervienen las demandas de la circunstancia y los recursos del individuo para afrontarlas. No siempre podemos cambiarlas –aunque la valoración subjetiva puede modificar su impacto en el organismo–, pero sí aumentar nuestros recursos. Una buena opción es incrementar la cantidad de nutrientes que damos a nuestro sistema nervioso e ingerir adaptógenos (plantas que mejoran las funciones fisiológicas del cuerpo e incrementan la resistencia a las influencias adversas).

Algunos Productos Clave:

Vitaminas del grupo B. Reducen la ansiedad y la irritabilidad e impiden el agotamiento del sistema nervioso a largo plazo. Dosis: 2 comprimidos al día de un complejo B-50, con el desayuno y la comida.
Vitamina C. Aumentar esta vitamina potencia la preparación del organismo frente al estrés. Dosis: 1-3 g en estrés agudo; 500 mg-1 g de mantenimiento.
Fosfatidilserina. Ayuda a potenciar la memoria y a reducir el estado de ansiedad que provoca atender a múltiples demandas. Dosis: 100-300 mg diarios.
Magnesio. Relaja los nervios y contribuye a reducir la ansiedad diurna y a mejorar el sueño nocturno. Dosis: 400-500 mg diarios. También es importante tener buenos niveles de calcio, cromo, potasio y cinc.
Taurina. Actúa como un neurotransmisor inhibidor de la hiperexcitabilidad cerebral, con lo que facilita el descanso. Dosis: 1.000-2.000 mg diarios.
Ginseng, rodiola, astrálago. Promueven una mejora general del rendimiento físico y mental. La rodiola (250-750 mg) es más idónea para el estrés agudo, el eleuterococo o ginseng siberiano (520-1500 mg) para estrés crónico leve, el ginseng coreano (520-1500 mg) cuando es severo y el astrálago (225-675 mg) si hay riesgo de padecer inmunodepresión.

Para combatir el estrés

*Convéncete de que se puede dominar la situación.

*Dedícate cada día un tiempo y disfruta de los pequeños placeres de la vida.

*Considera los cambios, las crisis o los fracasos como experiencias de aprendizaje y una forma de desarrollar nuevas potencialidades.

*Cultiva el optimismo y el pensamiento positivo.

*Alimenta las buenas amistades y la comunicación auténtica.

*Realiza ejercicio aeróbico de manera regular y adopta una dieta saludable.

*Intenta distribuir las 24 horas del día entre trabajo, familia, ocio, descanso y sueño.


Fuente: Revista Integral